2.093 Opel Astra de ocasión fueron revisados

2.093 Opel Astra de ocasión fueron revisados

De Easyavvisi, motor.es, carnext.es y 117 más

Ofertas seleccionadas

Ofertas seleccionadas

Ofertas seleccionadas

Ofertas seleccionadas

autouncle-certified

Verificación de precios por AutoUncle

Super precio

Buen precio

Precio justo

Un poco caro

Caro

Reciba notificaciones sobre bajadas de precios

Opel Astra

Las ventajas

  • Gran variedad de motores donde elegir, tiene algo para todo el mundo.
  • Un exterior limpio y modesto.
  • 5 estrellas en el test Euro NCAP de seguridad.
  • Un interior grande y estiloso.
  • Un equipamiento generoso en toda la gama.

Las desventajas

  • Un manejo poco responsive falla en inspirar confianza.
  • La disposición de espacio en el maletero es extraña, lo que significa que a veces el equipaje puede ser un problema.
  • La baja capacidad de los motores lo hacen poco apropiado para conducir por autovía.

Descripción

El Opel Astra lleva pegado a las carreteras europeas durante décadas, y las últimas generaciones han vendido bastante bien pese a no ganar ningún premio. Su principal punto fuerte en ventas han sido los precios razonables, un interior espacioso y bajos costes de mantenimiento.

Opel Astra H (2004 - 2010):

Lanzado en 2004, la tercera generación de Astra no fue ni un gran salto hacia adelante, ni una gran decepción. Nuevos añadidos tecnológicos como limpiaparabrisas detectores de lluvia y focos delanteros automáticos se aseguraron de que mantenía el ritmo de la competición, aunque no hay nada que llame la atención especialmente en cuestión de innovación. Las mayores mejoras han sido en seguridad, siendo el Astra H la primera generación en conseguir 5 estrellas en el test de seguridad del Euro NCAP.

La selección de motores para la generación H es amplia, con cinco variantes en gasolina y tres en diésel. Los motores de gasolina van desde un 1.4 litros, pasan por un 1.6 y un 1.8 litros, y culminan en el 2.0 litros. El 1.4 litros funciona bien para conductores ahorrativos que no tienen mucha intención de hacer viajes de autovía. El modelo más deportivo de la gama es un 2.0 litros turbo acuñado como el VXR; con el VXR más flojo llegando a los 240 CV, es uno de los pocos Astra que pueden ponerte una sonrisa en la cara.

Para aquellos con un doctorado en sensibilidad, los modelos diésel en sus variedades 1.3, 1.7 y 1.9 son tanto fiables como de consumo eficiente. Para cualquier que esté intentando rebajar gastos, no estarán metiendo la pata si van por el Astra diesel; aunque está bien construido, el bajo coste de sus partes abaratará cualquier posible reparación. El interior está bien diseñado, con cómodos y espaciosos asientos; parece un coche diseñado para autopistas.

Opel Astra J (2010 - presente):

La cuarta generación de Astra ha sido un gran éxito de ventas por todo el continente europeo. Su apariencia renovada junto con un interior espacioso y cómodo han demostrado ser una combinación ganadora. La transición de la tercera generación es más de refinamiento que de revolución, una estrategia que ha asegurado buenos dividendos a Opel.

Si la gama de motores de la anterior generación era amplia, la selección del Astra J es enorme. Con siete motores de gasolina y cinco variantes en diésel, tiene una opción para cubrir cada posible necesidad. El 1.3 Ecoflex fue el añadido más innovador a la gama, diseñado con el propósito de mantener los gastos en ciudad al mínimo. Su hermano 1.7 litros es una estupenda elección para aquellos que buscan un motor para largas distancias que no les llevará a la bancarrota con la inversión en combustible. El resto de motores son bastante estándar en tamaño, de un 1.4 a un 2.0 litros, todos con las características que cabe esperar.

Los niveles de equipamiento mejoraron aunque mantuvieron los nombres. La gama empeiza con Expression y continúa con Design, Excite, Sri, y termina con el Elite. Puedes esperar aire acondicionado, control de estabilidad y control crucero en toda la gama, con un paquete bastante generoso de base.

Conclusión

El Opel Astra es un buen todo terreno, aunque no es suficiente para destacar en la competitive familia hatchback. Dicho esto, el espacioso interior, altos niveles de equipamiento, buena calidad de obra y sus puntuaciones en seguridad le hacen un buen coche familiar. Si necesitas algo barato de mantener, cómodo y seguro, es una buena apuesta. Sin embargo, el consenso general es que el Ford Focus ofrece una conducción más envolvente.