1.143 Hyundai i30 de ocasión fueron revisados

1.143 Hyundai i30 de ocasión fueron revisados

De Autoscout24, Autocasion, Locanto y 119 más

Ofertas seleccionadas

Ofertas seleccionadas

Ofertas seleccionadas

Ofertas seleccionadas

autouncle-certified

Verificación de precios por AutoUncle

Super precio

Buen precio

Precio justo

Un poco caro

Caro

Hyundai i30

Las ventajas

  • Motores diésel de gran calidad que ofrecen un buen consumo de combustible. Además, se las arreglan para ser bastante potentes también.
  • Un interior espacioso que incluso tiene un toque de clase.
  • Una especificación alta, especialmente en lo que se refiere a los juguetes electrónicas de la cabina.

Las desventajas

  • El volante es soso e inerte, da un poco la sensación de ser un peso muerto.
  • El cambio de marchas no va precisamente como la seda.
  • Los modelos de transmisión automática vienen con un mayor consumo de combustible.
  • Independientemente de la velocidad, suele meter bastante ruido en carretera.

Descripción

El Hyundai i30 es una de las últimas propuestas en pequeño del innovador fabricante koreano. Lanzado en 2007, la fluidez de su estilo y lo asequible de su precio le ha hecho tener una recepción positiva y buenas ventas en los mercados a nivel global, y particularmente popular en Australia. En Reino Unido fue votado como “el coche más gratificante” por la encuesta anual Driver Power del 2010.

El i30 muestra un buen comportamiento tanto en el motor de gasolina como en el de diésel, y cuenta con una gama pensada para satisfacer todos los gustos. Las versiones en gasolina vienen con un 1.4, 1.6 y 2.0 litros, mientas que los diésel ofrecen diferentes versiones del 1.6 y 2.0 litros. Los diésel han tenido bastante éxito de ventas, y aunque el 1.4 de gasolina flojea un poco, el 1.6 tiene un buen tirón al mismo tiempo que mantiene un consumo sorprendente, nada menos que 36 kilómetros por litro. Los tanques grandes en gasolina son el estándar, y el 1.6 de diésel hasta los topes tiene una capacidad brutal, lo que podría explicar por qué es tan popular en Australia; le hace ser un buen turismo para ir campo a través. No es por echarle flores, pero las opciones en gasóleo son tan rápidas como las de gasolina, y doblemente buenas en cuestión de consumo de combustible… puestos a elegir, no hay que pensárselo dos veces.

Los niveles de equipamiento son de media generosos; por ejemplo, incluso los modelos de menor espectro vienen con luces antiniebla incluidas. La gama está bien segmentada, con las secciones a elegir ‘classic’, ‘active’, ‘style’ y ‘style nav’. Todos vienen con aire acondicionado de base, y niveles de equipamiento superiores vienen con extras como asientos de cuero, acceso al interior sin llaves y chucherías como el ‘flex steering system’.

Conclusión

Aunque el Hyundai i30 no tiene una gran selección de motores diésel, no merece la pena fijarse solo en eso. El hecho es que en Europa, donde el manejo y la conducción cuentan mucho para el valor de un coche, la naturaleza remolona y relajada del i30 no es exactamente lo que mejor se ajusta. Sin embargo, aparte de eso… Hyundai tiene un buen ganador. La gran calidad y estilo de sus interiores combinados con magníficos motores y buena fiabilidad hacen que muchos dueños de este modelo estén dispuestos a dar la cara por él. En resumen, el i30 es bueno pero el VW Golf, Ford Focus y su rival coreano Kia cee'd tampoco se quedan cortos.